euroquímica protective coatings and industrial paints
27
JUL
2018

Pavimento industrial

Posted By :
Comments : 0

El pavimento industrial es una capa lisa y uniforme, bastante dura, fuerte y resistente elaborada con materiales como el cemento, la madera, el asfalto u otras materias con el fin de recubrir o vestir el suelo para que quede completamente firme. Es entre otras cosas una base horizontal en cualquier construcción. Entendiendo este concepto podemos pasar entonces a lo que se conoce como pavimento industrial.

pavimento industrial

Que es el pavimento Industrial

Son esas construcciones horizontales que cumplen distintas cualidades dependiendo del fin para el que se esté construyendo. No todas las industrias requieren de un mismo tipo de pavimento, es por eso que a la hora de construirlos obedecen algunos requisitos como que sean antideslizantes, muchas veces desmontables, anti chispas, anti polvo y con buena amortiguación a los golpes. Claro que también deben ser resistentes a las altas temperaturas, a la abrasión y a fuertes impactos.

Tipos de pavimento industrial

Los pavimentos industriales vienen en diferentes tipos, como por ejemplo los de hormigón, que pueden venir en bloques, en baldosas o en placas de hormigón armado. Están también las de chapa de acero, lo pavimentos de asfalto o de materiales de fundición, los pavimentos hechos con baldosas de goma, los de losetas hidráulicas antideslizantes o los de baldosas de terrazo. Seguramente estaremos dejando por fuera a algunos, pero es que definitivamente existe una gran variedad de pavimentos.

Características del pavimento industrial

Sabemos que algo que deben tener los pisos o los pavimentos es resistencia a cualquier impacto, ya que cualquier cosa que se caiga de tus manos, de una maquina o de cualquier otro lugar, irá a parar allí. Pues bien, esta sin duda es la primera característica que deben poseer los pavimentos industriales, deben ser sumamente resistentes pero no solo ante los impactos sino también ante la abrasión, sobre todo por las altas temperaturas y por la fricción.

Recordemos que en toda industria se acostumbra trabajar con maquinaria pesada, por lo que es fácil entender que la misma puede maltratar la superficie del suelo. Por otro lado, también debe ser resistente ante los productos químicos fuertes ya que estos pueden derramarse sobre el pavimento debilitándolo.

Por otro lado, otra característica que debe poseer el pavimento industrial es la manejabilidad, ya que no solo nos interesa que sea fuerte y resistente sino que también se pueda trabajar sobre él con gran facilidad. Lo primordial es que el pavimento sea impermeable y antideslizante, no queremos a nadie patinando o yéndose de bruces por ahí ¿o sí? Un pavimento antideslizante evitará un gran número de fuertes accidentes laborales.

También se debe tener presente que la superficie del pavimento tenga la capacidad para amortiguar los golpes, nos referimos a los provocados por la maquinaria pesada que se usa sobre ellos. El pavimento debe evitar deteriorarse lo más posible o tendremos un campo minado por donde transitar.

Debería ser anti polvo, de fácil limpieza. Existen pavimentos que tienden a acumular mucha suciedad, y limpiarlos nos es nada rápido ni agradable. Con un pavimento que evite esto podremos dedicarnos a otros asuntos más importantes que el de la limpieza.

Por último, y no por querer ser exigentes, sería estupendo poder contar con pavimentos con un revestimiento desmontable, esto permitirá que a la hora de algún daño podamos trabajar solo con la zona afectada sin tener que abarcar a todo el lugar solo por una grieta en una esquina.

Escoger un buen pavimento industrial no debería ser un asunto difícil, pero sí algo en lo que deberemos pensar con sumo cuidado para evitar toda clase de complicaciones laborales en cualquier grado. Si elegimos un pavimento incorrecto tendremos que lidiar con enormes gastos de tiempo, dinero y energía para repararlo, además de sufrir las consecuencias, como por ejemplo, los daños en algunas maquinarias o lo que es peor, los innecesarios accidentes laborales.